Hoy hemos sido testigos de un curioso fenómeno, ha sido como una lluvia de orugas verdes que descolgándose en hilos de seda de los árboles nos han acompañado durante un buen trecho…
Ya en el arboreto de Luis Ceballos hemos  respirado el alma verde de los árboles, en un paisaje de abrumadora belleza, entre rincones de melíferas, nenúfares, carboneras, ranas y alguna culebra.
Para finalizar un día perfecto, nos hemos dirigido a San Lorenzo de el Escorial para adentrarnos en lo más profundo de nuestras jarras, hasta encontrar y sentir el fluido vital de ese manantial secreto llamado cerveza.
Y por supuesto como es habitual en Multiaventuras Pompilo en muy buena compañía y buen ambiente con: María, Ángeles, Alberto, Eva, Rosa y Jose.
Disfrutar de las fotos y nos vemos en la próxima excursión mis queridos aventure@s.
Pompilo
PompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompiloPompilo